El PE incluye las motos en la propuesta para la nueva legislación sobre Inspección Técnica de Vehículos

FEC_ITV_blog

Tras el debate de la nueva legislación sobre la Inspección Técnica de Vehículos propuesta por la Comisión Europea durante el pleno del lunes 1 de julio, la Eurocámara aprobó el pasado martes, 2 de julio, con 560 votos a favor, 94 en contra y 60 abstenciones, algunas enmiendas y sugerencias a las nuevas normas propuestas que tienen como objetivo establecer un régimen de inspecciones técnicas con unos estándares mínimos y comunes que garanticen la seguridad y la protección medioambiental en Europa.

El 6% de los accidentes registrados en Europa son provocados por vehículos que no cumplen los requisitos mínimos para circular. Esta cifra supone cerca de 2.000 muertes al año en los países miembro. Con el nuevo paquete de medidas la UE pretende reducir esta cifra a la mitad.

En la nueva normativa se han votado cuestiones como reglas para la matriculación de los automóviles, normas sobre las inspecciones técnicas a llevar a cabo o un sistema de nivel de riesgo para inspeccionar a los vehículos comerciales en la carretera que habían propuesto desde la Comisión Europea.

Además, los europarlamentarios han respaldado la inclusión de estas inspecciones a las motocicletas a partir del 2016 y a los ciclomotores a partir de 2018. También deberán superar inspecciones periódicas los remolques de más de dos toneladas y los remolques de caravanas de más de 750 kilos.

A pesar de los cambios en la legislación, desde el Parlamento Europeo se sugiere mantener los plazos establecidos para llevar a cabo las inspecciones en vehículos; la primera ca los 4 años y las siguientes cada dos. En relación a este punto sobre la periodicidad de los controles la Comisión Europea había propuesto inspecciones anuales para vehículos de más de 6 años pero finalmente no se ha incluido.

También se establecerá un listado con aquellas marcas y modelos que más problemas se registren en las inspecciones para controlar de cerca todos los coches de esos fabricantes.

Con esta votación el Parlamento ha aprobado una serie de enmiendas a la propuesta de la Comisión y sienta las bases para la negociación con el Consejo, con el objetivo de llegar a un acuerdo en primera lectura.