Barroso : “En 8 meses decidirán los votantes. Ahora nos corresponde a nosotros defender Europa”

FEC_SOTUE_blog

El Presidente de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, pronunció ayer en el Pleno del Parlamento Europeo el último discurso sobre el Estado de la Unión de la legislatura en el que hizo balance de los últimos años, alentó a los eurodiputados a seguir trabajando por Europa y los ciudadanos y fijó las prioridades para los próximos meses antes de las elecciones de mayo.

En contra del tono del discurso del año pasado en el que la crisis económica, los recates y la crítica situación de algunos países del Sur de Europa eran los protagonistas, en el discurso del 2013 Barroso mostró esperanza, optimismo y confianza en que “la recuperación en Europa está cerca (…) todavía no podemos hablar de salida de la crisis, pero se vislumbra la recuperación”.

Destacó el papel de los políticos europeos en los últimos “difíciles” años en los que “Europa ha estado mucho más presente en la vida de los ciudadanos”, en los que “se ha luchado de forma conjunta para solucionar una crisis que afectaba a todo el mundo” y en los años en los que “se ha llevado a cabo una reforma integral del sector financiero con ayudas de más de 700.000 millones de euros para los países más dañados”. “Hace 12 meses hablábamos de la posible salida de Grecia del Euro y/o la Unión. No sólo no ha ocurrido eso, sino que ahora somos 28 países en la UE y próximamente habrá uno más en la Eurozona”.

De cara al último tramo de la legislatura en las instituciones europeas, el Presidente de la Comisión ha pedido “esfuerzo conjunto” a todos los presentes en el Pleno para “juntos proteger y fomentar nuestros valores, nuestros intereses y asegurar la prosperidad de Europa”.

Para Barroso el mayor peligro político hoy en día es “la falta de estabilidad y de decisión” por eso insistió en que “es tiempo de defender la idea de Europa independientemente del partido político al que se represente (…). “En 8 meses decidirán los votantes. Ahora nos corresponde a nosotros defender Europa”, declaró.

En esta línea añadió que “no convenceremos a los ciudadanos con frases hechas y promesas, sino con logros comunes” y confió en el trabajo realizado hasta el momento y en el que se puede desempeñar en los próximos meses ya que “se lo debemos” a los ciudadanos, sobre todo a los 26 millones de jóvenes que no tienen trabajo y tienen sus esperanzas en la recuperación.

Entre las prioridades para los próximos meses sentó esencialmente dos: empleo y crecimiento.  “Sin crecimiento no resolveremos el problema del desempleo” que registra datos muy preocupantes en algunos países.  Además habló de la unión bancaria, educación, la necesidad de un mercado único de telecomunicaciones para terminar de conectar Europa, la aceleración de las reformas estructurales nacionales, el apoyo a las pymes y el cambio climático como algunas de las líneas de la política europea para los próximos meses.

“Todos necesitamos una Europa unida, fuerte y abierta”, sentenció Barroso. Pero “nuestra idea de Europa necesita ir mucho más allá de la economía”, aclaró.