“La unión hace la fuerza”, lema de la Presidencia búlgara del Consejo de la UE

Bulgaria asumió el pasado 1 de enero la presidencia de turno del Consejo de la Unión Europea, tomando el relevo de Estonia. De este modo, Bulgaria será hasta julio de 2018, cuando Austria recoja el testigo, el eje de buena parte de la política comunitaria.

El Gobierno búlgaro ha marcado las cuatro prioridades que tendrá su Presidencia del Consejo de la UE:

  • El futuro de Europa y de los jóvenes (crecimiento económico y cohesión social)

En este ámbito Bulgaria trabajará para que las economías de los países de la UE continúen creciendo con la participación de todos los Estados miembros en el debate sobre las reformas de la zona euro.

  • La perspectiva europea y la conectividad de los Balcanes Occidentales

Bulgaria pondrá de manifiesto que los Balcanes Occidentales necesitan una clara perspectiva europea y consolidar las relaciones con los países de la UE. La ambición de la Presidencia búlgara es lograr un plan de acción claro con cada uno de los países, con hechos concretos sin caer en expectativas poco factibles. El objetivo final es proporcionar conectividad a los países de los Balcanes Occidentales: transporte, energía, educación y digitalización.

  • La Seguridad y estabilidad en una Europa fuerte y unida

La Presidencia búlgara también centrará el foco en intentar lograr un consenso sobre las políticas de seguridad y migración. Para resolver la crisis de los refugiados de la UE el Gobierno búlgaro propone encontrar soluciones duraderas y justas en el ámbito de la política de migración con un enfoque equilibrado entre las medidas a corto y largo plazo. Por otro lado, desde el Consejo de la UE se hará un gran esfuerzo en aunar los controles fronterizos, el intercambio de información entre las fuerzas de seguridad y en la prevención del terrorismo.

  • La Economía Digital

Europa tiene que mejorar la competitividad de su economía para seguir jugando un papel importante en el mundo. Por ello, la Presidencia búlgara trabaja en desarrollar el Mercado Único Digital, mejorar el acceso a la innovación y estrechar el vínculo entre la educación y las demandas del mercado laboral.

Y también el Brexit

Aparte de estos cuatro aspectos, el Gobierno búlgaro tendrá que lidiar con la segunda ronda de las negociaciones del Brexit. Michel Barnier, responsable europeo de las negociaciones, y Boiko Borissov, primer ministro búlgaro, expresaron la esperanza de que se logre el mejor progreso posible durante la Presidencia búlgara de la UE. “Hay una gran necesidad de esfuerzos conjuntos, ya que la separación de Gran Bretaña de la UE es un proceso difícil, y dejará un hueco fiscal de diez mil millones de euros”, recordó Borisov. Según Barnier, Bulgaria estaba bien preparada para afrontar este reto.

¿Cómo funciona la presidencia rotatoria del Consejo de la UE?

El Consejo de la UE es la institución que representa a los gobiernos de los Estados miembros. También conocido informalmente como el Consejo de la UE, es el foro donde se reúnen los ministros nacionales de los países de la UE para adoptar la legislación y coordinar las políticas.

La Presidencia rotatoria del Consejo se realiza por turnos de seis meses entre los distintos Estados miembros de la UE. Durante un semestre, el Estado de turno preside las sesiones en todos los niveles del Consejo para garantizar así la continuidad del trabajo de la UE en esa institución.

Los Estados miembros que ejercen la Presidencia colaboran estrechamente en grupos de tres, denominados «tríos». Este sistema fue instaurado por el Tratado de Lisboa en 2009. El trío fija los objetivos a largo plazo y elabora el programa común decidiendo los temas y principales asuntos que el Consejo deberá abordar durante un periodo de 18 meses. Con arreglo a este programa, cada uno de los tres países elabora su programa semestral con mayor detalle.

El trío actual está integrado por las presidencias de Estonia, Bulgaria y Austria.